MÁS TESTOSTERONA, MEJOR CUERPO. APRENDE COMO GENERAR MÁS

Enlaces Patrocinados

Gracias al entrenamiento puedes generar varias hormonas, una de las mas importantes de ellas, es la testosterona. Ella mejora de manera...


Gracias al entrenamiento puedes generar varias hormonas, una de las mas importantes de ellas, es la testosterona. Ella mejora de manera increíble el rendimiento deportivo, y aumenta la salud y la calidad de vida.

Loading...
La testosterona es la principal hormona androgénica. El hombre produce el 95 % de la testosterona en los testículos, produciendo de 5 a 10 mg/día. El resto de la testosterona (5%) se produce en la corteza suprarrenal y el cerebro. La mujer produce 10 a 20% menos testosterona que el hombre y su producción se encuentra en la corteza suprarrenal, el cerebro y los ovarios.
Enlaces Patrocinados

El efecto de la testosterona en el músculo estimula la transformación de las fibras musculares hacia el tipo IIB, más fuertes y menos resistentes. De forma indirecta también estimula la liberación de hormanas de crecimiento, las responsables de la absorción de proteínas y la recuperación de los musculos.


Reduce la grasa corporal facilitando su utilización en el metabolismo como suministro energético. Por eso se recomienda altamente los entranamientos de fuerza e intensidad al momento de perder peso.

La estimulación de alta intensidad tiene una gran influencia directa en la secreción de hormonas anabólicas como la testosterona. Las cargas entre el 85 y el 95% con pausas breves entre provocan un aumento de testosterona en sangre después del ejercicio que a su vez estimula la liberación de la hormona de crecimiento.

Todos deseamos desarrollar nuestra musculatura de manera rápida y efectiva, la testosterona da como respuesta anabólica un aumento muscular implicada en una acción resistida. Por tanto, los mejores ejercicios son aquellos de carácter general multiarticulares que son capaces de mover grandes cargas como el squat, press de banca o el peso muerto.
Enlaces Patrocinados

La hormona del cortisol es un factor inhibitorio de la testosterona. Un entrenamiento mal diseñado puede generar elevadas producciones de cortisol, esto causaría atrofia muscular y disminución de la fuerza, disminuyendo el rendimiento deportivo. Esto afecta a todo tipo de entrenamiento de fuerza sin importar su duración o intensidad.


Con cortos periodos de descanso provocaríamos una mayor acumulación de lactato, cuestión determinante debido a que esta situación aumenta las catecolaminas, hormonas que a su vez estimulan la secreción de testosterona. Si deseamos una máxima estimulación hormonal, además de una elevada intensidad, es fundamental utilizar un tiempo de recuperación entre series no superior a 60 segundos.

Quizas te pueda interesar

SALUD 3912734252140792070

SIGUENOS EN FACEBOOK

Loading...

Mas vistos

item